A mis alumnos, sobre el uso de tecnologías y OMGs

Como debéis ir sabiendo por la carrera en la que estáis, ante la profunda crisis ambiental a que estamos asistiendo se están proponiendo diferentes soluciones, que pueden agruparse a grandes rasgos en dos categorías:

1. aquellas soluciones que, desde la misma óptica desarrollista, productivista e intensivista que prima en el mundo actualmente (y que es la causante directa de la tremenda pérdida de biodiversidad que padecemos), favorecen la búsqueda de métodos basados en las nuevas tecnologías, que permitan mantener a una población humana cada vez más numerosa (que se estima que será de 7.700 millones de humanos en 2020 y de 9.000 millones en 2050); y

2. aquellas otras que, sobre la base del conocimiento que tenemos sobre cómo funcionan los sistemas naturales, postulan que el planeta es incapaz de mantener tal cantidad de humanos en condiciones dignas de vida, y lo que buscan es la manera de controlar las tasas de natalidad, repartir mejor los recursos, usar la tecnología de forma ambientalmente limpia, producir alimentos extensivamente (y no intensivamente) y conservar la biodiversidad (genética, específica, ecosistémica y paisajística, prestando especial atención al mantenimiento de las interrelaciones entre los organismos).

Dentro de las estrategias contempladas por los defensores del uso de las nuevas tecnologías (categoría 1) está la de la producción masiva de alimentos. Una de las formas en que puede maximizarse la producción de alimentos bajo determinadas condiciones ambientales es la del uso de plantas transgénicas (OMGs, organismos modificados genéticamente). El uso de OMGs está siendo ampliamente discutido hoy día; afortunadamente, la decisión sobre su uso o desuso ya no corresponde solamente a los científicos y técnicos que pueden producirlos y a las empresas que los comercializan (y a los gobiernos que vehiculizan las decisiones de los lobbies científico-técnicos y mercantiles), sino que la discusión está en la calle, en gran parte gracias a los esfuerzos denodados de algunas organizaciones no gubernamentales por fomentar el debate, a las que ha apoyado decididamente una fracción de científicos y académicos comprometidos con la defensa de lo que Eduald Carbonell (codirector del proyecto Atapuerca) denomina “progreso consciente y evolución responsable”. En este contexto, se ha organizado una Jornada Multidisciplinar para el próximo 4 de mayo por la tarde en la Facultad de Ciencias Jurídicas y Sociales de la UCLM, Toledo (Sala de Prensa), cuyo título es: “Aspectos económicos, jurídicos, medioambientales y sociales de la producción de organismos modificados genéticamente”.

Los ponentes y horario son:

16.00 h.: D. José Luis Iranzo (Agricultor y miembro de COAG).

17.00 h.: Dª. Ana Carretero (Profesora de Derecho Civil en la UCLM), y organizadora del evento. (Mi respeto y admiración, Ana).

18.00 h.: D. David Sánchez (Representante de Amigos de la Tierra).

Después de las ponencias se proyectará el documental “La guerra de la soja”, uno de los documentales más reveladores del trasfondo de la producción y distribución de OMGs (junto con el titulado “El mundo según Monsanto”, que podéis encontrar en http://www.youtube.com/watch?v=LdIkq6ecQGw).

Os recomiendo muy encarecidamente que asistáis a esta jornada, porque es fundamental que los futuros ambientólogos adquieran una formación sólida acerca de los problemas a los que nos enfrentamos los humanos y sobre todo que lo hagáis de manera crítica, de forma que podáis disponer de argumentos sólidamente contrastados para rebatir a quienes, sin mayor fundamento que la idea demagógica y simplista de que los OMGs contribuyen a la producción de más cantidad de alimentos para una población creciente, os traten de convencer de la bondad del uso de esta (y de otras) tecnologías. O, en su caso, para que hagáis lo contrario, tras haber sopesado las ventajas y los inconvenientes de todas las estrategias de acción posibles.

(Para desmitificar la bondad del uso de los OMGs, os adjunto una referencia bibliográfica crucial con su vínculo correspondiente, que fue publicada hace escasamente dos meses: Aris, A. & S. Leblanc, 2011. Maternal and fetal exposure to pesticides associated to genetically modified foods in Eastern townships of Quebec, Canada. Reproductive Toxicology (2011), doi:10.1016/j.reprotox.2011.02.004; http://somloquesembrem.files.wordpress.com/2010/07/arisleblanc2011.pdf).

JL.

Acerca de Anarchanthropus crapuloideus

Calvo, feo, gordo y tontorrón. Este es mi perfil de acuerdo con quien más valor tiene para mí, mi adorado -y guasón- hijo Mateo. Podría añadir que soy una especie de anarcántropo crapuloideo. Pero buena gente, ¿eh?. Así que después de la presentación inicial, el resto así como más en serio: Lo mío son las cosas bien hechas, con gusto y paciencia. Me gusta el silencio, la calma. Me gusta cultivar la tierra, hacer la comida a la brasa, hacer pan, conservar las costumbres ancestrales. Me gustan las miradas firmes de las personas sin dobleces. Me gusta la esencia. Y la forma también, sí; pero sobre la esencia. Me gusta la soledad, compartida o no. Me aburren y me irritan la mediocridad rampante y la falsedad, la corrupción, la incapacidad y la indolencia que dominan nuestro día a día. Me enojan los “esclavos felices”. Soy raro, dicen. No encajo bien en los moldes convencionales. En muchas situaciones estoy a la contra. Si la inteligencia es la propiedad de adaptarse bien a cualquier circunstancia, no soy particularmente inteligente. Soy un intelectual inquieto, apasionado del mundo natural. Me fascina la vida. Y el color, los paisajes (¡el Alto Tajo!), el agua limpia, los animales silvestres (en especial los insectos, y sobre todo las mariposas), la montaña, el mar, las flores… Me hice biólogo, aunque padecí mucho durante la licenciatura; mi interés por el mundo natural me ha llevado a ser profesor universitario de Zoología y Conservación Biológica (también me entusiasma la docencia) y a fundar un grupo de investigación. Si no hubiera sido biólogo hubiera sido músico; me cautiva la música. U hortelano. O pintor. O... soñador de vencejos y hadas. No tengo estilos musicales preferidos, sino músicos preferidos: siempre se ha hecho buena música, y yo creo que ahora también (en contra de lo que opinan algunos críticos). Una relación de la música que más escucho se encuentra en http://www.last.fm/user/Troitio. Me entusiasman también la pintura y la literatura, tanto para disfrutar las creaciones ajenas como para crearlas yo mismo. Algunas frases ajenas que me han acompañado a lo largo de la vida: “Piensas demasiado para ser feliz” (dicha por la madre de la niña que más me gustó en mi adolescencia y primera juventud; yo no he estado de acuerdo en lo de que pensar “demasiado” te impida ser feliz, y de hecho me considero un privilegiado respecto a la felicidad). “Deja ya las mariposas, que no te van a dar de comer” (dicha por mi abuela paterna, que no entendía bien mi afición precoz, y que a la postre también se ha demostrado que era errónea, porque desde luego que me han dado de comer, a pesar de dedicarme a ellas y de hacerlo a contracorriente de las modas productivistas dominantes). "¿Cómo una persona que es en sí por completo un método, puede comprender mi anarquía natural?" (Richard Wagner). "Sólo aquel que lleva un caos dentro de sí puede alumbrar una estrella danzarina" (Friedrich W. Nietzsche). "Creo que en la sociedad actual nos falta filosofía. Filosofía como espacio, lugar, método de reflexión, que puede no tener un objetivo concreto, como la ciencia, que avanza para satisfacer objetivos. Nos falta reflexión, pensar. Necesitamos el trabajo de pensar, y me parece que, sin ideas, no vamos a ninguna parte." (José Saramago). "El ruido de las carcajadas pasa. La fuerza de los razonamientos queda." (Concepción Arenal). "Estamos aquí para desaprender las enseñanzas de la iglesia, el estado y nuestro sistema educativo. Estamos aquí para tomar cerveza. Estamos aquí para matar la guerra. Estamos aquí para reírnos del destino y vivir tan bien nuestra vida que la muerte tiemble al recibirnos". (Charles Bukowski. ¿O ésta es de Homer Simpson?).
Esta entrada fue publicada en Sostenibilidad, conservación y extinción. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a A mis alumnos, sobre el uso de tecnologías y OMGs

  1. Trotalomas dijo:

    Muy, muy interesante.

    Vi ambos documentales hace un tiempo, y junto a «El futuro de la comida» y «Food Inc.» son de lo mejorcito a la hora de hacer pensar en torno a tan importante cuestion. La primatóloga Jane Goodall también está trabajando mucho en este campo y su libro _Otra manera de vivir_ es más que recomendable.

    Desafortunadamente no podré asistir (me queda demasiado lejos de Málaga o de mi Granada natal), pero considero de vital imoortancia para los futuros profesionales del medio ambiente participar en este tipo de actos. Si alguien acude le pediría que nos contase algo al respecto.

    Saludos.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.